¿ Damos un paseito por Manzanares ?.

¡ Colombia hermana !.

¡ Colombia hermana !.
Conoce la 'Web' en MANZANARES, Caldas, Colombia y sigue la actualidad de nuestra ciudad hermana.

¡ Mientras ven el blog, pueden escuchar buena música y no he olvidado la Rosa del Azafrán !....

Loading...

¡ Bienvenido/a a este blog !.

¡ Bienvenido a este 'blog' !.
Todo cuanto vas a encontrar en él, es una muestra de cariño y admiración a un padre, MELCHOR DÍAZ-PINÉS PINÉS, uno de esos tantos padres del mundo que creen en la familia y luchan por ella, que aman a su tierra, que la trabajan y reivindican con constancia. Es posible que los manzanareños más jóvenes pudieran encontrar en el blog algunos hechos, sucesos, curiosidades, costumbres que ya han desaparecido, que quizás hayan escuchado de sus antecesores ó, simplemente, que no conocen y puedan resultarles de interés.

¡ Nada más, amigo/a !. Gracias por estar con nosotros, con su familia y su sempiterno recuerdo.

HERMANADAS.

HERMANADAS.

M A N Z A N A R E S, en La Mancha.

martes, 18 de octubre de 2011

HERRERA BARRERA: Biografía de una empresa manchego-andaluza, orgullo de La Mancha.

En Abril de 1957, Melchor Díaz-Pinés Pinés, redactó el siguiente reportaje para la publicación zaragozana ' Revista Vinícola y de Agricultura:

Este aspecto de vitalidad manchega por la riqueza de sus vinos, que como rico florón conserva a través del tiempo, mereció - ¡ como no ! - el detenido estudio por los superhombres que estas tierras depararan a España y entre polvorientos volúmenes de añosos archivos van saliendo a la luz preciosos datos que enriquecen una historia, no por desconocida menos trascendente. Sirvan estas líneas como modesto portavoz divulgador de sus pretéritas glorias que tan hondamente afincaron en estos terrenos, aunque por las variantes que a los negocios suelen imprimírseles impensadamente, llegaran hasta bastardear su justo nombre y fama, buscando las superproducciones en detrimento de las calidades ya consagradas.


Estos datos que a continuación les ofrezco, gentilmente cedidos por uno de esos prohombres que la historia del vino enaltecerá a perpetuidad por su estoica actuación en defensa de estos caldos y que a pesar de las competencias y subterfugios, gozarán siempre del aprecio y distinción de los que sabiendo beber, hicieron filosofía de estos vinos por sus indudables calidades.

Y en estos datos se compendian y recopilan hechos de finales del pasado siglo y principios de actual, de los que entresacamos los siguientes apuntes:

" 1860-1890: MANZANARES es un pueblo agrícola en zona de secano, con bastantes huertas en sus alrededores. Algunos viñedos en terrenos adecuados, dan vinos que son los mejores de estos contornos ".

" 1895: Los daños que por todas partes causara la filoxera, dificultaron el abastecimiento del comercio de los vinos y las casas, celosas por la selección de sus calidades, elegían este centro productor como la mejor zona de su aprovisionamiento. Aún hay datos y recuerdos de ello en todo el Sur de Francia, de Bordelais, de Beziers, Montpellier y en Borgoña. Las más serias casas vinicultoras del sur de España y concretamente  la zona malagueña, se establecieron en estos alrededores pero con afincamiento y jurisdicción en Manzanares, que les permitió conseguir negocios de importancia. El crédito de estos vinos de La Mancha, afirmaron la muy justa fama que ya la región malagueña disfrutara en el mundo ".

1900: Se está en plenitud de la producción y continúan las plantaciones sobre buenos terrenos viñeros que proporcionan a los industriales recién establecidos, procedentes de la región meriodional, unos vinos dulces tan buenos y tan superiores a los que en aquellas tierras se perdieran. Los vinos tintos son preferidos en todo el Norte pues estas cepas, oriundas de Borgoña, dan un vino que sin ser Burdeos ni Borgoña, tienen una característica muy suya, muy de la zona, que les da personalidad propia, sin imitar a ninguna otra región. De ahí que los franceses lleguen a estas alejadas tierras a demandar las riquezas de sus mostos, para ellos tan necesarios ".

Y de esta asociación de intereses interzonales, surgieron magníficas industrias que son hoy legítimo orgullo del ramo de la vinicultura manchega y de España entera. Como botón de muestra, se hace referencia en este reportaje a una de esas industrias que aprecian en lo que vale esa colaboración y ayuda que los vinos de estas pardas tierras proporcionan a sus negocios. Hacemos mención de la firma industrial FRANCISCO HERRERA BARRERA, que por su importancia comercial, seriedad proverbial en todos sus negocios y el volumen de sus actividades tan diversas, honran y prestigian la tierra por donde pasaron.

Dos negocios marchan al unísono bajo la acertada dirección del Sr. Herrera Barrera. Manzanares, en el corazón de La Mancha de D. Quijote y Sancho y Morón de la Frontera, en la mismísima tierra de María Santísima, avanzan felizmente asociadas hacia la consecución de un ideal que no es otro que el espíritu de La Mancha y la simpatía andaluza, al servicio de la causa del buen vino y del buen bebedor. Dos industrias gemelas y de constitución joven, como su progenitor y por lo tanto, plenas de vida e iniciativas. Morón de la Frontera, 1930 y Manzanares, 1939, marcan un hito en la historia vínícola local y en la que a pesar de las pocas horas de vuelo empleadas, ya conquistaron destacadas posiciones y bien lograda fama.

MANZANARES 1939: Tras de elaborar varios años, anteriores a 1939, en la hermosa bodega de D. Gerardo Gómez Calcerrada, de esta localidad, quedó magnificamente impresionado D. Francisco de las instalaciones del inmenso inmueble por su situación inmejorable con apartado del ferrocarril y decidió instalarse en plan definitivo, adquiriendo la industria en propiedad. En los momentos actuales, el negocio gira con viento bonancible bajo la dirección de su hijo D. Francisco Herrera Tobar, simpático y expresivo sevillano, al que secunda fielmente la Srta. Clarita Plaza de las Heras, en la que se conpendian el tecnicismo de una preclara inteligencia, con la más exquisita feminidad, habiendo sabido lograr imprimir una gran personalidad a sus actividades y gozar de la estimación general.

Dos especializaciones distinguen más acusadamente el movimiento industrial de esta firma: los vinagres puros de vino y los alcoholes rectificados. Para la fabricación de esta especialización de la vinagrería, dispone esta firma de los dos primeros aparatos alemanes, Heinrich y Fringe, que para estos fines llegaron a España. Su producción es por el orden de los 2.000 litros diarios como base de una graduación uniforme de los 10 grados alcohólicos y cuya producción de los vinagres marca 'LA VERDAD', es exportada en todas las épocas del año y resulta insuficiente para el abastecimiento del extenso mercado con el que se encuentra comprometido.



Los alcoholes y flemas son así mismo puntales importantes de este próspero negocio, pues dispone de un buen aparato rectificador de dos columnas del tipo Martínez, del que se obtienen rendimientos de 2.125 litros de alcohol de 96,6 grados - si quema flemas y 2.350 litros de igual calidad y graduación si quema vinos defectuosos, siendo estos fabricados objeto de exportación y venta en fábrica, como así mismo remitidos en gran parte a Morón de la Frontera para la fabricación del famosísimo 'ANIS DEL CORAL'. Otra industria secundaria pero revolucionaria es el aspecto industrial para el total aprovechamiento de las heces de las madres vínicas y obtener su riqueza tartática, del que se consigue el àcido tartárico y otros aprovechamientos industriales, pudiendo considerarse como " industria tipo " por estar montada con todos los adelantos modernos a nivel técnico. Anexo y como una fase más del aprovechamiento de los residuos vínicos, tienen igualmente instalado un secadero de orujo extractado, que permite su inmediato aprovechamiento como combustible y hace posible la separación de granilla, que al quedar exenta de humedad, impide su fermentación y es mucho más apreciada para la extracción del aceite de granilla de uva, estimadísimo para la fabricación de jabones comunes.

MORÓN DE LA FRONTERA 1930: Esta filial que está regularmente abastecida desde Manzanares por dos camiones Pegaso de diez toneladas y un Ford de cinco toneladas, tiene una capacidad de almacenaje de 68.000 arrobas y presta atención preferente a los licores y a la destilación de su ya famoso Anís del Coral, muy del agrado de los consumidores andaluces y de los españoles en general y cuya difusión se debe en gran parte a la puesta en práctica de varias campañas publicitarias, en combinación con festividades tradicionales y en las que se han concedido importantes premios a los concursantes. Fabrica igualmente con su pulcritud habitual el coñac Prehistórico, Coñac V.V.V (tres verdades), Anís del Coral, vermút del Coral y Fino San Francisco de tipo ajerezado, muy estimado en Andalucía.

En el plan del desarrollo de sus actividades también abarca en Morón el aspecto oleícola, con un moderno molino aceitero y fábrica de jabones comunes. El vino de Manzanares, se distribuye en venta directa al consumidor, con despachos en Puebla de Cazalla, Ronda, Osuna, El Arahal, Marchena, Dos Hermanas, Montellano, Utrera, El Coroníl, Parada, Villamanta, Puerto Serrano, Ecija y Carmona, donde el vino manchego es estimado de verdad.

Y como colofón de esta información, les doy a conocer la letra de la grabación musical dedicada al Anís del Coral, con el marcialísimo pasodoble que interpreta la orquesta del Maestro Tejada y que dice así:

Es el Anís del Coral, el mejor de los licores.
Da dulzura al paladar y a la boca, olor de flores.
El que lo pide una vez, dice después de probarlo:
Es el Anís del Coral, imposible de igualarlo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario