¿ Damos un paseito por Manzanares ?.

¡ Colombia hermana !.

¡ Colombia hermana !.
Conoce la 'Web' en MANZANARES, Caldas, Colombia y sigue la actualidad de nuestra ciudad hermana.

¡ Mientras ven el blog, pueden escuchar buena música y no he olvidado la Rosa del Azafrán !....

Loading...

¡ Bienvenido/a a este blog !.

¡ Bienvenido a este 'blog' !.
Todo cuanto vas a encontrar en él, es una muestra de cariño y admiración a un padre, MELCHOR DÍAZ-PINÉS PINÉS, uno de esos tantos padres del mundo que creen en la familia y luchan por ella, que aman a su tierra, que la trabajan y reivindican con constancia. Es posible que los manzanareños más jóvenes pudieran encontrar en el blog algunos hechos, sucesos, curiosidades, costumbres que ya han desaparecido, que quizás hayan escuchado de sus antecesores ó, simplemente, que no conocen y puedan resultarles de interés.

¡ Nada más, amigo/a !. Gracias por estar con nosotros, con su familia y su sempiterno recuerdo.

HERMANADAS.

HERMANADAS.

M A N Z A N A R E S, en La Mancha.

jueves, 25 de mayo de 2017

127). RELATOS PEDRO VILLARROEL. MANZANARES 1912: “LA ERMITA DE LA VERA CRUZ”.



“Nos toca ahora, mi querido reportero, hablar, ni más ni menos, de los primeros tiempos de un Templo histórico… aquellos que ocuparon, desde su inicio a su fin, todo este Siglo XVII que aquí recordamos, referidos a este pueblo, lleno de historia e historias, que es Manzanares”… 

“Claro es, amigo mío -sigue Don Cosme su discurso- que me estoy refiriendo, al hilo de lo que acabamos de contar en el relato precedente, a la primera ermita nacida en Manzanares en ese siglo XVII”… la “Ermita de la Vera Cruz”, que, como también va de dicho, “nació” en los albores de ese centuria, concretamente en el año de 1603, y que, a diferencia de la Ermita de San Isidro, ha pervivido hasta la actualidad, no sin grandes dificultades y avatares, a los muchos vientos del tiempo y de la historia”….

 “Y, yendo a esos “vientos de la historia”, que explican casi todo lo que luego sucede, quiero comentarle ahora, –continua D. Cosme- que el culto y la creación de Ermitas y Templos dedicados a la “Santa Cruz” viene de tiempos muy pretéritos”... “La veneración a la “Santa Cruz”, sigue Don Cosme con tono solemne, en la que “Jesús el Nazareno” dio su vida en nombre de toda la humanidad,… parte del momento en que esa Cruz de madera, que sustentó el cuerpo crucificado y agonizante del Salvador, fue descubierta, casualmente, en tiempos de Santa Elena, madre del glorioso Emperador Constantino, en unas excavaciones hechas en el Monte Calvario”. “Ello dio pie, en todo el pueblo cristiano, a dedicarle a esta “Santa Cruz”...humilladeros, ermitas y templos en muchas ciudades y villas del Mundo… donde, en algunas de ellas, y siempre en el friso de lo legendario, se exhiben, supuestos fragmentos de esa “Santa Cruz”…. “En el Reyno de España, fue la Orden Hospitalaria de San Juan de Jerusalén, la que nos trajo este culto y veneración a la “Santa Cruz”… y, España, como en tantas otras muchas cosas del ritualismo cristiano, destacó enseguida en ese empeño, asevera Don Cosme”... 




“En particular, y relacionado con este culto a la “Santa Cruz”, en Manzanares surgieron unos cuantos humilladeros en distintos puntos del poblado, y en los tiempos de la gran expansión urbana de la villa en el Siglo XVI… entre ellos: el de la “Cruz del Pósito”, el de la “Santa Cruz del Toledillo”, el de la “Santa Cruz Verde”, el de la “Santa Cruz de Caravaca”, y, el más importante de todos ellos, el de la “SANTA VERA CRUZ”… 

La Ermita de la Vera Cruz, “nació”, por tanto, sigue Don Cosme, como un pequeño humilladero, allá por el siglo XVI, antes de conformarse como tal ermita a primeros del siglo XVII”…“De hecho, en la ermita actual, es posible apreciar todavía, en su "pililla del agua bendita», la fecha de 1553… lo que indica, de una manera fehaciente, que ese humilladero iniciático existía, por lo menos, desde la mitad del precedente siglo XVI”… “Para transformar el humilladero en Ermita, se iniciaron las obras pertinentes en el año 1.598… y, éstas obras se prolongaron durante una década, hasta el año de 1.608,… quedando terminada, así, una pequeña y coqueta ermita, entonces limitada al espacio de lo que es su actual crucero…, y que estaba constituida, en resumen, por: una sencilla nave central, con la techumbre de madera, y sustentada con vigas sobre columnas de piedra”… “Esta nave, daba paso una nave lateral más pequeña”… “En la pequeña espadaña de esta primigenia Ermita de la Vera Cruz de la villa de Manzanares, prosigue Don Cosme su relato, se instalaron dos campanas, que estaban dedicadas a la Madre de Dios y a San Pedro y San Pablo, con las que se llamaba a misa”… “Su sencilla fachada y su puerta daban a la Calle San Antón, enfrentadas a la plazuela y a la Ermita del mismo nombre, que había sido construida unos años antes en ese entorno de nuestra villa”… “La Ermita no tenía acceso entonces por la calle Ancha, ya que existía una vivienda interpuesta entre el lateral de la nueva ermita y la citada calle Ancha ”… 
“La Ermita de la Vera Cruz de Manzanares, se dio por inaugurada en el año de gracia de 1603, antes de estar terminada, ya que, en febrero de ese año, fue bendecida por don Melchor Vera, obispo titular de Troya y sufragáneo del Arzobispado de Toledo”... “Esta pequeña capilla inicial de la Vera Cruz, contenía en su interior, y en resumen:… “Un presbiterio alto, a manera de un montículo, que “recordaba” al Monte Calvario,… con el “Santísímo Cristo de la Vera Cruz” en el altar…Imagen, ésta, que, según se cuenta, era una sencilla y bella escultura de “Jesús Crucificado”,… que poseía, en aquel tiempo, dos velos negros, colocados por delante, como ornamentos de adorno”… “Este Cristo de la Vera-Cruz, era muy devocionado en la villa por entonces y, como va dicho, ocupaba el altar principal de la primitiva ermita,…quedaba a la vista desde la puerta… y, cuando esta estaba abierta, se podía venerar sin entrar a la ermita”…. “No tenemos noticia documentada acerca de la construcción de la primitiva imagen de “Nuestro Padre Jesús”, “Cristo Arrodillado”, “Santo Cristo del Perdón” o “Cristo con la Cruz a Cuestas”, nombres como fue conocida, en sus orígenes, esta bellísima imagen que se instaló, y se enseñoreó, desde el final de su construcción, en el año de gracia de 1608, en esta Ermita de la Vera Cruz... y que estaría llamada a ser, dos siglos después de ser esculpida, gran protagonista de un episodio histórico y singular, en la grande y singular historia de Manzanares...siendo, entre otras razones, por este episodio, nombrado Patrón de este glorioso pueblo”…. “pero todo lo relacionado con esta histórica imagen, con ser muy trascendente y relevante, habrá de ser objeto de otros relatos y no de este …pues, tiene, precisamente por eso, suficiente enjundia como para ser tratado, de manera específica, en un diserto posterior, asevera Don Cosme” . “Quepa decir, solamente, y por el momento, que la devoción a esta imagen del actual “Patrono de Manzanares”, se hizo enseguida tan marcada y relevante, que dio lugar, por un lado, a la constitución de la Cofradía más importante que habría de tener este pueblo, la Cofradía de Nuestro Padre Jesús del Perdón, fundada todavía en ese siglo XVII, concretamente en 1690 y, por otra parte, dar motivo a que, a esta “Ermita de la Vera Cruz” se la conozca mucho más en este nuestro pueblo como: “Ermita de Nuestro Padre Jesús del Perdón”, en lugar del que es su verdadero nombre”…y, sigue D. Cosme: 
“Quizá, o en gran medida, por este fenómeno devocional del pueblo de Manzanares a su “Cristo Arrodillado”, enseguida se advirtió la insuficiencia de la pequeña Ermita recién creada, para el mantenimiento del creciente culto de las gentes de la villa a su cada vez más venerada imagen…y no se sabe bien si, de manera espontanea, o a petición de las autoridades eclesiales y locales,…. la noble y cristiana familia de los Quesada, que ya había sido protagonista de numerosas donaciones, eventos y construcciones… que tuvieron que ver con edificios religiosos de la villa (muy en particular con el mecenazgo del Convento de las Monjas Franciscanas), tuvo, de nuevo, la generosidad de donar, en este caso, una parte de su “Casa del Mayorazgo”, colindante con la Ermita, para ampliar el tamaño de esta y su capacidad de acogida”…. “Todo esto sucedió, también en este Siglo XVII, en el año de gracia de 1653, ..y, también por eso mismo, lo contamos aquí”. “En contrapartida, los Quesada adquirieron el privilegio de abrir una ventana en la pared de su casa que daba a la parte donada a la Ermita de la Vera Cruz,.. a través de la cual tenían acceso permanente a cualquiera de los cultos que allí se mantuvieran, así como la posibilidad de contemplar, u orar, en cualquier momento, ante el “Cristo Arrodillado” de la villa de Manzanares”…
“Y, es ya buen momento, dice Don Cosme, de dar por finiquitado el contenido de este relato, acerca de los más importantes aconteceres en la historia de la “Ermita de la Vera Cruz” de la villa de Manzanares durante el Siglo XVII,… que fueron, y serán, por la historia, y para la historia, de este glorioso pueblo…, sin duda, los más importantes, ya que este Siglo acogió, en su temporalidad, el propio nacimiento de la ermita, la llegada a su interior de la imagen más icónica de este pueblo y la fundación de su Cofradía, pero estos últimos aspectos, dan más que suficiente, para ser considerados en ulteriores relatos,… que, este, ya fue de bastante”


viernes, 5 de mayo de 2017

126.).RELATOS PEDRO VILLARROEL. MANZANARES 1912: ERMITAS DEL SIGLO XVII: SAN ISIDRO LABRADOR.



“Y, sí, querido reportero, -me dice Don Cosme para empezar este relato-… en el Siglo XVII, a pesar de sus penurias, también “nacieron” dos Ermitas en Manzanares… y lo hicieron en los inicios de la dicha centuria, cuando aun se encontraba la pujanza de nuestra Encomienda, al nivel que había tenido durante el siglo precedente… y, también, el ánimo constructivo y emprendedor de nuestros ancestros se mantenía en todo su impulso y esplendor”… 

“Y, al igual que ocurrió en el siglo XVI, donde varías de la Ermitas nacidas en ese tiempo en nuestra villa, sobrevivieron al tiempo y a la historia, llegando hasta nuestros días,.. y otras desaparecieron, arrumbadas por los vientos de esa misma historia… la suerte de estas dos nuevas ermitas de Manzanares, surgidas en este Siglo XVII, que ahora estamos relatando, resultó igual de dispar en cuanto a su destino”… 
“Una de ellas, la primera en construirse, allá por el año 1603, ha perdurado hasta nuestros días y es reconocida y llamada, desde entonces “Ermita de la Vera Cruz”…. “Allí habría de tener cobijo, en años posteriores, la imponente imagen del “Cristo Arrodillado”, que llegaría a ser el patrono de este pueblo, con el nombre de “Nuestro Padre Jesús del Perdón”…pero, eso, concluye Don Cosme… la historia de esa Ermita de la Vera Cruz, será motivo de otros relatos que aquí habrán de contarse”....

“La otra ermita del XVII manzagato, y que será el objeto principal de este relato, continua Don Cosme, tiene su fecha de datación inicial en el año de 1613,… y se trata, como quizá usted habrá deducido por algún relato previo, de la que fue,…por que ya no es: “Ermita de San Isidro Labrador”…. “y es que,.. “naciendo” después, “murió” antes,… tan solo “vivio” dos siglos”….. “pues, allá por 1809, fue destruida por la soldadesca salvaje de la tristemente celebre división polaca del General Valence, que irrumpió en Manzanares, durante la Guerra de la Independencia, y arrasó todos los parajes de la villa próximos al paseo del rio, como represalia por los sucesos del Hospital militar que los franceses habían instalado en el Convento de los Carmelitas Descalzos, frente a nuestro Castillo”… “y, entre otros inmuebles perdidos en ese brutal episodio, estuvo esta Ermita de San Isidro, que fue destruida por los invasores galos… y desapareció para siempre en aquellas terribles fechas de la historia de Manzanares”…. 

“Como va dicho, continua Don Cosme, esta Ermita data de 1613 y, según D. Inocente Hervás, anterior y erudito párroco de Manzanares, por impulso y sustento financiero de Don Francisco Villarreal, noble y rico hacendado de este magnífico pueblo”…
. 
“Y se construyó bajo la advocación de San Isidro Labrador, patrón y protector de los labriegos y agricultores, algo nada extraño en una villa como Manzanares, que había evolucionado en su historia, hacia una prospera Encomienda, basada en la agricultura y la labranza de sus tierras”….“Se eligió para su ubicación, un lugar muy apropiado al santo advocado, la entrada meridional de la villa, presidiendo la vega del rio Azuer, emporio agrícola de Manzanares, en el mismo terreno donde hoy está, frente a la imponente “Fábrica de Harinas”, en el llamado, por ese motivo de origen ermitaño, “Parterre de San Isidro”… “cuando aun no existía, como tal, ni el citado Parterre, ni tan siquiera el “camino Andalucía”… “En ese mismo terreno, y en los entornos de la Ermita, como era costumbre general de entonces en muchas ermitas y templos, se habilitó un cementerio, llamado también “Cementerio de San Isidro”, donde recibirían sepultura, en tiempos venideros, muchos de nuestro paisanos de entonces, y los miembros de las hermandades y cofradías que dependieron de esa ermita”… “Este camposanto, dejó de recibir cuerpos mortales a finales del Siglo XIX, siguiendo las normativas sanitarias aparecidas en dichas fechas, que impedían los enterramientos en terrenos incluidos en las villas, o muy próximos a ellas”… 
“No han llegado hasta nosotros, ni a la historia escrita o dibujada, muchos testimonios de cómo era la “Ermita de San Isidro de la Villa de Manzanares de La Mancha”…pero la leyenda oral de este pueblo, nos habla de una muy bonita y coqueta ermita, a similar estilo y tamaño, a las más antiguas en el tiempo, San Antón, Santa Quiteria o San Gregorio Ostiende”…
 
“Y le diré ahora, sigue Don Cosme, para que usted lo recuerde, porque ya se lo he contado en otros relatos, que el cura Francisco Camacho Zarrascón, siglo y medio después del nacimiento de la Ermita que aquí estamos evocando, dejó escrita para la historia la mejor referencia que nos ha quedado acerca de la misma, diciendo de ella lo siguiente”:… 

“Extramuros de esta villa, e inmediata a ella, se haya la ermita del señor San Isidro Labrador, con su imagen y su cofradía… y en dicha ermita también se contienen las imágenes de Nuestra Señora de Belén y señor San Antonio de Padua, con sus cofradías, y la de San León y San Vicente,…. con su santero en casa accesoria”..,.. 
“Como bien se deduce por este escrito, sigue Don Cosme, parece que la ermita de San Isidro Labrador de Manzanares, fue muy importante en la villa…y que albergó en su interior, aparte, lógicamente, la imagen del Santo Isidro, enseñoreando su Altar Mayor, otras imágenes de culto en Manzanares… por ejemplo, la imagen de San León, también protector del mundo agrícola, y que llegó hasta esta Ermita, desde la desaparecida “Ermita de San León”… (posiblemente la más antigua que existió en Manzanares, ya que, como usted sabe, se construyó sobre las ruinas de Moratalaz, anexa al Torreón musulmán del mismo nombre, muy probablemente en los más primigenios momentos del Lugar de Manzanares,… casi a la vez que la construcción del Castillo que dio su nombre al citado Lugar de Manzanares”)… “En ese mismo relato del cura Camacho, sigue Don Cosme, advertirá usted que, aparte las ya mentadas, se cita la existencia de otras imágenes en la Ermita de San Isidro, y que esta Ermita, por esa razón, era la sede de las Cofradías que daban “sustrato humano” a las citadas imágenes”… “En ese sentido, en el Archivo Parroquial de Manzanares, quedó constancia escrita de todo lo que le comento”…, “y así, por ejemplo, en el susodicho Archivo Parroquial, hay escritas, al respecto de todo esto que le cuento yo ahora, referencias tan ilustrativas y curiosas como las siguientes:… 
“La Cofradia del Sr. Sn. Isidro... que se venera en dchª ermita, no tiene aprobación Real, y sí del Ordinario, con fecha 7 de enero de mil setecientos treinta y cuatro… No tiene bienes algunos, solamente las limosnas de los devotos, de forma que el caudal a que asciende el cargo de sus últimas cuentas, es trescientos treinta y cuatro reales, los que se gastan en la función y reparos de la hermita"…


"En la hermita del Sr. Sn Isidro, está fundada la cofradía de Ntrª Srª de Belén que en ella se venera. No tiene aprobación Real, y sí del Ordinario con fecha trece de noviembre de mil setecientos cinco años. No tiene bienes algunos; y solos lo que se gasta en la función, que son según las últimas cuentas ciento setenta y dos reales y diez y siete mvs, se reparte entre los hermanos"…
 
"La Cofradía de San Antonio de Padua… que se venera en la citada hermita, no tiene aprobación Real, y si la del Ordinario con fecha veint y seis de enero de mil setecientos treinta y cuatro, y no tiene caudal alguno. y solo sí, para la festividad y reparar la cera, alquilar esta en los entierros, y contribuir cada hermano anualmente desde cinco a nueve reales conforme a la necesidad; de forma que asciende el cargo de las últimas cuentas a 400, 90 Y 9 reales, (499) los que se distribuyen como dicho es y las misas por los hermanos vivos y difuntos."…

“Es bueno considerar, en este momento,… que, como usted puede ver por las fechas que se citan en nuestro Archivo Parroquial de Manzanares, fue ya bien entrado el Siglo XVIII,… cuando, por la razón que fuera, hubo un revuelo de autorizaciones y reconocimiento del obispado de todas estas Cofradías, tal vez promovido por razones interesadas de los eclesiásticos de ese tiempo,… pero, en todo caso, lo que ha de quedar claro, es que la devoción y el culto a estos Santos y Vírgenes, por parte de los aldeanos de Manzanares, venía de mucho tiempo antes”…


“Y llegó la invasión gala del territorio hispano, y con ella los numerosos enfrentamientos y disputas propias de una guerra…y, con ellos también, episodios particularmente intensos en la villa de Manzanares, tan importante por aquella época, que llegó a ser considerada Capital de La Mancha”… “Y, entre esos episodios, el que dio lugar a la bárbara destrucción e incendio de esta hermosa Ermita de San Isidro, en 1809,… que desapareció, así, para siempre jamás, del escenario y de la historia de este magnífico pueblo que es Manzanares”… 

“Demos pues, con lo contado, punto y final a este relato, acerca de lo poco que hemos sabido, y nos queda, de la Ermita de San Isidro Labrador de Manzanares de La Mancha, sin duda muy apreciada e importante en nuestra villa, durante sus escasos dos siglos de existencia”.

123). RELATOS PEDRO VILLARROEL. MANZANARES 1912: JUICIO POR ZUIZA.


“Mi querido amigo, tal como quedó anunciado, vamos ahora a contar las consecuencias de la Gran Zuiza de Manzanares, en el primer año de la centuria del Siglo XVII”… 


“Hemos sabido ya, que en el Campo de Calatrava, eran muy habituales las «zuizas». En Manzanares, también sabemos que solía hacerse anualmente en agosto, con motivo de la solemne festividad de Nuestra Señora de la Asunción, advocación de la parroquia”… “Pero, ciertamente, en septiembre de 1600, cuando la desconfianza antimorisca en el Reyno se acrecentaba, causó sorpresa en el Consejo de las Ordenes un informe de su fiscal, don Pedro Cortés, en el que acusaba criminalmente a los alcaldes ordinarios de Manzanares: Gonzalo Ruiz Bolaños y Juan Díaz Hidalgo, como también a Blas Quesada, Alonso Díaz Ibáñez, Alonso Porras y Felipe Garcés, regidores del Concejo, por haber convocado, en 1599, a los moriscos de Manzanares (más de 200), y a otros tantos de Membrilla para celebrar una «zuiza»”… “Eso, sin más hechos, no tendría nada de particular, por lo habituales que eran estos festejos, y por la buena relación entre “cristianos viejos” y “cristianos nuevos” existente en Manzanares…pero, claro, hubo más hechos en esta fiesta, como usted conoce ya por el anterior relato, con la consecuencia de varios heridos, que condujeron a la judialización del evento”… “y en el sumario de ese juicio, se decía, entre otras muchas cosas, lo siguiente”:

.. .. “…los alcaldes ordinarios de Manzanares decidieron que los moriscos participantes fueran armados de espadas y dagas… (A este respecto, la prohibición del 5 de noviembre de 1559 era taxativa: ningún morisco «pueda tener..., traer en secreto ni en publico... tirar ni armar arcabuces, escopeta... ni tenga pólvora»)…. “Ademas, esto tuvo las consecuencias de heridos entre ellos, durante los ensayos en los que estuvieron ejercitándose todos los domingos y días festivos, dentro y fuera del pueblo, alrededor de tres meses”… “así las cosas, y los hechos comprobados, el juicio fue inevitable”…

“Seguía diciendo el sumario que…“desfilaban con algazara en pos de una bandera de su «nación» disparando con unos arcabuces”...“y que todo ello provocó las murmuraciones y el escándalo de algunos hidalgos y cristianos viejos del pueblo, que observaban cómo eran transgredidos los decretos y el último bando dado por orden de Felipe III”.. “y que, para Manzanares, pero mayormente para los pueblos comarcanos de poco vecindario podían derivarse graves daños”… “En su virtud, se instaba al Consejo que ordenase a Gerónimo del Castillo, aprovechando que trabajaba en la instrucción de otros sumarios en Manzanares, hacer las investigaciones pertinentes y elaborar un informe”...  

“Como, a la vista del citado informe, el Consejo entendió que los hechos lo justificaban, expidió una real provisión (12 de septiembre de 1600), para que el alcalde mayor del Campo de Calatrava y el gobernador de Montiel, le informasen de lo acontecido”...

“El gobernador de Villanueva de los Infantes y de Montiel, se abstuvo de intervenir en la causa, ya que los hechos no tuvieron lugar en su zona de competencia”…“Por su parte, el alcalde mayor de Almagro, Gutíerrez de Villegas, gobernador de Calatrava, y el escribano Alonso Vados Gonzano, partían hacia Manzanares el 10 de octubre”… “al día siguiente se entrevistaron con el escribano numerario, Juan Villaescusa, al objeto de que depusiera sobre lo que constaba en autos”….y en el informe subsecuente se específico que, durante los ensayos, los altercados entre mudéjares y moriscos de Granada, con resultado de heridos de consideración, efectivamente, existieron”…

“Así, por ej, se constató que:… “cuando, a principios de julio, segaban en el Navazo sendas cuadrillas: una integrada por Luis Hernández, Juan Díaz, Gonzalo Díaz, Diego Cebrián y Benito Alicante, de Benamaurel...y otra por los del Castillo, de Granada...algunos tenían escopetas y munición”... “entablaron una reyerta en el rastrojo, que no degeneró en golpes porque se interpuso Juan Alicante”…“Tres noches llevaban los primeros acechando a Miguel del Castillo con intención de matarlo…y en una ocasión, Melchor Díaz y Juan Alicante, hubieron de acompañarlo desde la tienda de Juan Pérez hasta su casa”...“En ese punto, Luis Hernández, enfurecido, gritaba a Diego López que se apartase, que iba a dar muerte a uno o dos de Granada”… “y, parece que la cosa quedo ahí, sin llegar a más”… 



“El enfrentamiento más grave, con resultado de golpes y heridas, tal como se comenta en el sumario, tuvo lugar el 10 de agosto en la puerta de la casa del alférez cuando se disponían a dejar la bandera, al concluir un ensayo…. “La refriega empezó porque Juan Díaz, mirando a Miguel del Castillo, se quejaba de haber recibido un golpe en la espalda con una espada al paso por la plaza”….“Le indicó Miguel que no se enfadara, que habría sido involuntario y lo achacó al bullicio”…. “La explicación no satisfizo al afectado, que advirtió que no se extrañara si lanzaba la alabarda contra alguno y que se fuera «en hora mala»… “Alonso del Castillo le mandó callar por malhablado, pues no en balde había llamado sucio a su primo Francisco, que replicó: «soy tan bueno como vos»”... “Alonso quiso cortar la discusión diciendo: «tengamos la fiesta en paz»…. “Otro que se ofendió y llegó a la agresión física fue Diego San Martín, a quien uno de los Castillo había comparado con su zapato”…. “Juan Díaz, intentó arremeter por detrás a Alonso del Castillo, que se revolvió a tiempo y le golpeó en la cabeza con el asta o el hierro de la alabarda, dando en tierra con él y haciéndole sangrar”… “Después le hirió en el brazo con el gavilán, lo que le puso en fuga”...“Su hermano Gonzalo reaccionó golpeando con un lanzón a Alonso en la barriga, y no le mató porque lo impidió el sargento”. “Asimismo, Francisco del Castillo, lanzó una «guchillada» con un montante a Diego San Martín, que éste logró parar con la alabarda”... “Entonces, Diego Cebrián y Benito Alicante, cargaron sus escopetas con balas de plomo y las encararon contra del Castillo, pero Diego Pérez, el tendero, acometiendo a Alicante, se la tiró al suelo”... “Cebrián, desbocado, pedía «que se apartasen. .., que había de tirar»…

“El farmacéutico de la villa de Manzanares, Bartolomé de Herrera, fue especialmente prolífico en todas estas explicaciones a los investigadores del caso, pero tanto él, como la mayoría de los otros testigos, resaltaron la buena relación existente entre moriscos y cristianos viejos de Manzanares”…. “y dijeron que, durante los ensayos, y en la propia zuiza, no hubo motivos de alarma ni de escándalos, más allá de lo que sucedió en alguna ocasión, como el citado episodio de la siega del Navazo, y sobre todo el del 10 de Agosto… pero, todos los deponentes, insistieron en que era algo atribuible a las discrepancias entre mudéjares (conversos antes… o al final de la reconquista, en 1492, que se consideraban, así mismos, cristianos más auténticos que los moriscos deportados desde Granada, ya muy avanzado el Siglo XVI) y, en ningún caso, por discrepancias con otros vecinos de la villa, o por la participación en la zuiza, con lo que estaban plenamente de acuerdo”…. “Por ej, otro testigo, Juan Díaz Abad, dijo que nunca pensó que los cristianos nuevos estuvieran aprovechando para organizarse y ejercitarse en el uso de las armas con vistas a un hipotético levantamiento”…. Todos los moriscos del Campo de Calatrava juntos carecían de capacidad para hacerse fuertes y dar un golpe de mano, así que menos aún los de dos pueblos grandes como Manzanares y Membrilla, donde por cierto también habían organizado otro festejo por esas mismas fechas al que asistieron gentes de Manzanares".... "Formuló esta opinión el testigo, porque en casi toda España existía una psicosis colectiva acerca de los moriscos y sus intenciones"... "Aseguró, Juan, y otros deponentes, que la zuiza de 1600, no era otra cosa que una más de las que se habían realizado con anterioridad otros años…y  que, quizá, ésta se había planificado para hacerla más espléndida y grande, con el objetivo de financiar el “dorado” del nuevo retablo de la Parroquía, hecho evidentemente útil para los cristianos y la propia parroquia”… “consideraron un éxito el resultado de la recaudación final e, insistieron, en que todo fue hecho de "buena fe"...y a instancias de las autoridades locales, personificadas en los alcaldes ordinarios de la villa y en algunos miembros del Concejo"… "estando los moriscos que participaron a la orden de lo que ellos dictaban, incluso a costa de su propio pecunio, y sin que ello les llevase a no participar de “buen grado” e incluso con entusiasmo en la realización de la zuiza…algo que hicieron extensible a los moriscos de Membrilla que también participaron en la fiesta”... 
  
"En su dictamen final, el gobernador del Campo de Calatrava, consideraba únicos culpables a los alcaldes ordinarios de Manzanares, por su ignorancia de las leyes que prohibían la tenencia y uso de armas a los moriscos, exculpando a estos últimos de responsabilidad alguna, excepto de los enfrentamientos que tuvieron entre ellos,… y solicitó al Consejo de las Ordenes, pena de destierro voluntario y abono pecuniario para ambos alcaldes -encontraba agravantes en la actuación de Díaz Hidalgo-… “Les hallaba culpables de haber obligado a los cristianos nuevos a «disciplinarse en el ejercicio militar y de armas»… 

“El tribunal, se ciñó al informe, e hizo caso a todas sus recomendaciones, condenando a los alcaldes de Manzanares, Ruiz de Bolaños y Diaz Hidalgo, como únicos culpables de la organización de la zuiza”….
En cuanto, a los cargos de los moriscos…. y, exclusivamente, por los altercados que hubieron entre ellos, sigue Don Cosme, las cosas se concretaron de la siguiente y curiosa manera…: “Los del Castillo –que provisionalmente ingresaron en la cárcel- aparte de confiscarles sus armas, fueron condenados a abonar 1.000 maravedíes- y sufrirían destierro forzoso, bajo estricta vigilancia, pena de armas y vergüenza pública, o bien azotes”... “Diego López, a quien había detenido el alguacil ordinario Gaspar García, entregaría la espada y pagaría 200 maravedíes aparte de los gastos judiciales…. Gonzalo y Juan Díaz, Diego San Martín y Benito Alicante, sólo resultaron condenados al pago de costas”… “Fueron desestimadas las alegaciones de Alonso del Castillo que, por haber sido golpeado en la barriga, suplicaba le fuera concedido el arresto domiciliario obligando sus bienes habidos y por haber”….. “E, igualmente, las de Diego García que solicitaba quedar en libertad, aunque fuese bajo fianza, porque en aquellos días el capitán le había expulsado de la compañía”.


“Y quede, así, concluida, esta historia de la zuiza de 1600 en Manzanares, para ir dando paso a los sucesivos aconteceres de ese Siglo XVII, de penurias para la villa, pero también, como se ira viendo, de grandes sucesos, que no se olvide usted que estamos hablando de la magnífica villa de Manzanares”.

miércoles, 26 de abril de 2017

125). RELATOS PEDRO VILLARROEL. MANZANARES 1912: AGRANDANDO LA PLAZA MAYOR.

“Pues verá usted, querido cronista, si ya conocimos que en la anterior centuria del XVI…en el “Siglo de Oro de Manzanares”, se produjo el gran crecimiento urbano de este gran pueblo,… y, también, el “nacimiento” de la nueva Plaza Mayor y de la Catedral…. en el Siglo XVII, que ahora estamos intentando relatar en sus cosas más enjundiosas, se fue concretando el “relleno” inmobiliario de la nueva villa, cuya pujanza en vida y gentes, llevó a los notables de nuestro Concejo a plantearse lo que ha de ser objeto del presente relato…el hacer más grande nuestra coqueta Plaza Mayor”… 



“En ese sentido, ya en 1565, mientras todavía se estaba construyendo la Plaza, tras una inspección de los visitadores de la Orden de Calatrava, indicaron lo siguiente: 
“que la Plaza de Manzanares era muy buena y no tenía necesidad de reparación alguna, aunque existía el problema de su pequeñez”…
 
“Y es que, como usted supondrá, en aquel pujante y creciente Manzanares del Siglo de Oro, no resultó extraño que un lugar como la nueva Plaza, que se había convertido en el centro vital de la villa, y donde se realizaban prácticamente la totalidad de los actos públicos y festivos que tenían lugar en Manzanares, además del mercadeo diario, se quedase pequeña, y en riesgo de quedar desbordada y atestada de gente en cualquiera de esas actividades, oficiales o lúdicas… y mucho más si, como también ya sabe usted por anteriores relatos, en ese Manzanares pujante, activo y vibrante, hubo en aquellos tiempos numerosos y grandes eventos en su Plaza, como la famosa y controvertida zuiza de 1600”…. “En el entorno calatravo de la época, Manzanares era una de las villas más activas en realización de festejos y eventos en su Plaza mayor… además de ser uno de los primeros lugares donde se hicieron espectáculos taurinos y a caballo”;.. 

“Aparte de estas consideraciones específicas, circunstanciales y puramente locales, que justificaron, sin necesidad de más elementos de juicio, el ensanche de la Plaza Mayor de Manzanares -sigue Don Cosme-… debe decirse, por que así sucedió,… que, de manera general, y en todo el Reyno, la formación y desarrollo definitivo de las plazas de las villas era todo un largo proceso (casi siempre de siglos de duración), durante el cual, y en la Plaza concreta que se estuviera considerando, se iban sumando y aponiendo, poco a poco, diferentes edificios, lo que acababa conformando, año a año, un aspecto general reconocible, pero cambiante con el paso del tiempo, en cuanto a disposición y formas”,.. . “De hecho, el aumento demográfico de muchas de las villas manchegas, propio de aquella época del Siglo XVI… que se prolongó, en la misma tendencia expansiva, durante las primeras décadas del XVII, que también fueron de “oro”,provocó que estos espacios centrales y vitales de las villas, se quedasen pequeños enseguida, haciendo necesaria su ampliación....y, eso mismo, corregido y aumentado, por el espectacular crecimiento comparativo que tuvo nuestra villa en aquella etapa de tiempo, fue lo que sucedió en Manzanares”…

“Para que se haga usted una idea de cómo era todo ese entorno de nuestra Plaza, le recuerdo, querido reportero, lo que ya le mencione para anteriores relatos”…. 
“En el centro de la Plaza, se había construido una especie de “rollo de piedra labrada” con gradas…y, a través de una puerta de barandilla, construida de madera de pino torneada, se accedía desde el Consistorio a un corredor que daba a la Plaza.. “con balaustres de madera torneados y unas antepuertas de ripias, para guardar del sol” ... “Este corredor era utilizado por los oficiales del Concejo para contemplar los espectáculos taurinos o de teatro y juegos que se desarrollaban en la Plaza, así como para notificar y dar noticia y razón a los vecinos de los decretos y edictos que se proclamaban por el Concejo, la Orden o el Rey”… 


“En otro aspecto, los visitadores, una vez acabada la Plaza, advirtieron que:….
“ no estaba bien acondicionada y era inadecuada para la importancia que debía tener”,
“Por ello, se habilitó una nueva entrada-salida a la misma… que desde la actual calle del Doctor, abocaba a la Plaza,… en lo que hoy se conoce como “callejón del Rey”… ya que en un informe previo se había dicho sobre el estado de dicho acceso lo siguiente: 

“ habiéndose realizado de forma sinuosa y encontrándose interceptada”, (lo que es el actual callejón del Rey)”….“En función de ello, para el citado acceso,, se ordenó que:
“desde la calle de Alonso Pastrana clérigo (Doctor), se abriera la casa de Diego Díaz de Alcázar, por donde más directo fuese el hilo desde la de los herederos de Gonzalo Díaz las casas de Francisco Sánchez de Martín Sánchez y del bachiller Quesada, hasta dar a la esquina de la casa de Diego de Valdelomar, y por el otro lado a mano izquierda, saliera el hilo directo desde la esquina de la casa de Alonso Caballero hasta la de Antonio de Morales …porque es calle muy principal y sale de la plaza y esta atajada que no tiene salida".. 

“Terminada la obra… por ahí era por donde entraban y salían los toros y los caballos en los diferentes espectáculos de la época”… “Puede usted advertir,-me dice Don Cosme con su retranca habitual-, que desde muy pronto ese fue un “entorno muy teatral” en Manzanares, ya que ahí, en ese callejón, se instaló siglos después, el Teatro Calderón, emporio de los espectáculos manzagatos de finales del Siglo XIX y primeros de este Siglo, hasta que hace un año, en ese gran 1911 de Manzanares, se terminase de construir ese admirable y nuevo “Gran Teatro” en la Plaza de la Virgen de Gracia”…

Finalmente, fue a comienzos del XVII, concretamente en 1607, cuando se decidió por nuestros regidores, de un modo concreto y definitivo, tomar medidas adicionales para solucionar la falta de espacio de nuestra Plaza.., lo que los “visitadores” de la Orden calatraveña, justificaron con el siguiente párrafo:…
“pues es pequeña para tan grande lugar que con dificultad se pueden realizar fiestas de caballo en ella"….

“Los visitadores de la Orden de Calatrava, y el Concejo de la villa, estudiaron sobre el terreno las posibles acciones a desarrollar para ensanchar nuestra Plaza Mayor, cuando ésta solo tenía un siglo de existencia,... Aunque, en puridad, podría decirse que, durante todo ese siglo XVI, como acabamos de recordar antes, no había dejado de transformarse y albergar nuevos edificios o reformas de los que se habían construido al principio de la dicha centuria”… “Sean como fueran las diatribas que se hicieran entre Concejo de Manzanares y “visitadores” calatravos, en ese año de 1607,…estos últimos dispusieron lo necesario para que se ampliase nuestra Plaza, y que:.. "sea harto grande".. “Para ello, sigue Don Cosme, los visitadores y el Concejo, mandaron que:…. 

“de las casas de Juan de Villaescusa se derribase el edificio que daba a la plaza, en una longitud de catorce pies de ancho, desde la tienda de Martín de Quijada hasta las carnicerías, y una vez derribada la casa, el edificio que se levantare que ha de hacer acera hacia la dicha plaza sea el que convenga para su adorno, con parecer del ayuntamiento desta villa”…“y para que no se hiciera agravio a los dueños del edificio, se le pague por ello lo que fuere considerado justo de los bienes propios del concejo de la villa”…

“Para las obras, se nombraron dos reconocidos alarifes de la villa (albañiles), uno elegido por el Concejo de la villa y el otro por los dueños de las casas afectadas”…
“Lo primero que hicieron los alarifes, fue ponerse de acuerdo en tasar el valor del terreno y los inmuebles afectados por el derribo o las reformas, dejando el ayuntamiento los materiales y despojos de los edificios derribados a sus dueños, descontado su valor del precio de tasación, que, en este caso, sería pagado por el ayuntamiento…"con la mayor brevedad que se pueda". 

“Pese a haber indicado los pasos a dar , las obras del ensanche de la Plaza no se llevaron a efecto a continuación…y los dueños de los edificios que debían derribarse no realizaron ningún tipo de obra o arreglo, lo que provocó que, abandonados, alcanzasen un deplorable estado de deterioro, menoscabando a su vez, el ornato de la plaza”…. “Por ello, en 1638, se fijó un plazo improrrogable de cuatro años, para que se procediera a las obras del ensanche de la plaza o, en caso contrario, se anularía el permiso de derribo de las casas afectadas, por lo cual el previsto ensanchamiento, con las obras pertinentes, antes comentadas, se terminó realizando casi mediado el Siglo XVII, en los cuatro años que mediaron entre 1638 y 1642”.

“También a principios del Siglo XVII, y como la villa se había quedado sin un espacio específico para cárcel, los visitadores mandaron que: 
“se hiciera una cárcel pública, con aposentos altos y bajos, en los que estuvieran separados hombres y mujeres”… 
“Para hacerla,.. se utilizaron unas tiendas que confinaban con la audiencia, y la casa de Francisco Sánchez de Carrión, situada junto a ella, tasándose su valor, que se pagó de los propios del Concejo”…. 
“La nueva cárcel, tenía dos puertas fuertes… y, en la segunda de ellas, situada en el portal, se colocó una reja de tirante”….. “En la planta baja, había tres aposentos para los presos, junto a una habitación para el alcaide y una cocina, mientras que en la planta alta se construyeron otros dos aposentos, y dos corredores, uno de los cuales estaba atajado (cortado), para transformarlo en capilla”…
 
“Contaba con un corral y una caballeriza, con sus puertas y cerraduras, ... y, mediante una reja fuerte, se comunicaba con la Audiencia, para que los presos pudieran hablar a través de ella”…

“Y quede, así, contado, dando final al relato, todo lo acontecido en esa centuria del Siglo XVII, para que nuestra villa ampliase el tamaño de su magnífica Plaza Mayor, hacía un espacio que hubo de perdurar en los siglos que vinieron, dando lugar al grandioso entorno que hoy podemos contemplar,… y que es digno de este gran pueblo que se llama Manzanares”..


lunes, 17 de abril de 2017

124). RELATOS PEDRO VILLARROEL. MANZANARES 1912: LA IGNOMINIA DE UN DESTIERRO Y SUS PRELUDIOS.



“Ahora, querido cronista, después de haber conocido todo lo que aconteció en torno a esa fiesta de la zuiza, y para concluir los avatares que sufrió la población morisca en su relación con los “cristianos viejos” de la villa, no tengo más remedio que referirme otra vez a algo de lo que ya hemos hablado profusamente en otros relatos, y es que, aunque fue una tragedia general en toda España, afectó de manera particular y muy sentida a la, por entonces, villa de Manzanares, a principios del Siglo XVII”…. “Habrá adivinado usted, sigue Don Cosme, que me estoy refiriendo al ignominioso hecho de la expulsión de los moriscos del hispano territorio, y, por ende, de Manzanares.. algo que, a fuer de ser algo reiterativo, yo no podía pasar por alto en las referencias que estoy haciéndoles de esta centuria”… 

“Y cabría pensar que las consecuencias de la zuiza, con la condena de los alcaldes de Manzanares, estableció una cierta desconfianza entre los moriscos y los cristianos viejos de la villa a partir de ese momento…y, en cierta medida, así sucedió querido reportero… pues, aun cuando la sentencia estableció bastante bien las responsabilidades legales de cada uno de los implicados, no deja de ser cierto que los alcaldes ordinarios de Manzanares fueron condenados por otorgar un exceso de confianza a su población morisca, que no fue correspondido por está, al utilizar ellos de manera inconveniente las armas que les habían facilitado para la celebración de la fiesta”… “Por ello, y aunque los enfrentamientos habidos fueron entre moriscos, aquella zuiza, y sus secuelas, alteraron bastante la normal e, incluso, fructífera y cordial convivencia vecinal previa, quedando un cierto resquemor entre ambas poblaciones de Manzanares, que se acrecentaría luego con cualquier otro suceso que aconteciese en la villa”…

“Así, por ejemplo, en 1606, uno de los alcaldes de Manzanares, saltó por el tejado a los corrales de una casa morisca, para pedir cuentas a María López y su hija, por haber quedado preñada, ésta última, por un mozo de una familia del pueblo “cristiana de toda la vida”…. “Nunca se supo si el alcalde se refería a su propia familia… y. quizá, a su hijo, como el coautor del futuro manzagato, dice Don Cosme, con socarronería… pero lo cierto fue que la cosa degeneró en insultos y agresiones por parte del alcalde, que fue denunciado por “allanamiento de morada” y llamar “perras moras” (entre otras lindezas) a las dos mujeres moriscas”…. “Ciertamente, sigue Don Cosme, con la misma retranca,… “los jóvenes amantes, no tuvieron en cuenta, ni por asomo, el costumbrismo social de la época, tanto en lo concerniente a las “relaciones fuera del matrimonio”, como a la “muy mal vista”, entonces, relación de pareja entre un cristiano viejo y una cristiana nueva”.... “Lo que fue inevitable, es que este episodio, aparte que hiciera “ponerse en avizor” a muchas familias cristianas, sobre la eventualidad que alguno de sus vástagos decidiera “ennoviarse” con otro de ascendencia mora, pusiera otro punto de desconfianza e incomprensión entre las elites cristianas de la villa y los moriscos en ella asentados unos cuarenta años antes”… 


“Aun más, en febrero de 1609, el manzanareño Alonso García Alférez, quien se había ocupado por defender en la Chancillería de Valladolid a Diego y Luis Pérez, dos moriscos lugareños empeñados en portar armas, como si fuesen cristianos viejos, se quejó de que sus clientes no le pagaron, pese a invertir en su defensa mucho tiempo y dinero…episodio, este, que tras lo ocurrido con la zuiza y con el embarazo no deseado, fue un punto más de incomprensión entre cristianos viejos y nuevos”…

“Y le estoy contando todo esto, para hacerle ver que aun siendo cierta, en general, la buena integración y convivencia de los moriscos venidos de Andalucía, tras el Edicto Real de 1570, con los “cristianos viejos” de Manzanares,… “no era oro todo lo que relucía” en esa relación interétnica”… “también en Manzanares hubo sus cuitas entre moriscos y cristianos viejos…pero, sin duda, prevaleció la armonía y la buena relación”. 

"Sabemos que Manzanares, sigue don Cosme, recibió, por ese edicto, unos 400 moriscos venidos de Andalucía; a saber: Granada, Baza, el Marquesado del Zenete ; Huéneja, La Calahorra, Jerez del Marquesado, Ferreria, Alquife, Albuñán, Aldeire, Fiñana, y otros pequeños pueblos al este de Guadix"…, "Estos nuevos vecinos se acomodaron enseguida a nuestro pueblo, en el suroeste de Manzanares, y en torno, como usted bien sabe, a la Calle del Zacatin,… pero, a diferencia de aquellos primeros habitantes de Manzanares, de su misma etnia, que desde tres siglos antes estaban perfectamente asimilados, como unos más, al resto de la población cristiana, estos nuevos moriscos llegados de Granada prefirieron no mezclarse con el resto del pueblo”.. “en menos de tres décadas, algunos levantaron casas, tiendas y talleres artesanos, donde realizaban a mano sus telas, cerámicas y piezas de artesanía, muy apreciadas en toda la villa… y, otros, se fueron asentando y concentrando, cerca de la vega del Azuer, donde reconstruyeron todo esa área y la hicieron florecer con norias, acequias, canales y huertos, sembrando plantas aromáticas, cítricos, frutas y verdura, elevando la riqueza de nuestra villa… y creando, a pesar del cierto distanciamiento que ellos mismos establecieron, una muy buena relación interpersonal entre distintos”…, “En cualquier caso, desde la llegada de estos moriscos, bien entrada la segunda mitad del Siglo XVI, existió una clara separación física entre moriscos y cristianos, que habría de resultar funesta para los primeros en el triste año de 1610”…. “y es que, en la villa, era bien conocido que los moriscos venidos de Granada mantenían sus costumbres y sus ancestrales formas de vida, a pesar de su supuesta conversión, tras haber recibido el bautismo en sus originarios lugares de partida, o ya en el propio Manzanares”… 


“El párroco de Manzanares dijo de ellos, en cierto momento, que: “No era raro verles comer carne en viernes o sábado y, por contrario, no comer nunca cerdo ni beber vino, manteniendo costumbres mahometanas”… “no acudir a misa, hablar en algarabía o invocar a Mahoma.:.. y terminaba comentando que: “no se les puede hacer con comedimiento que oigan misa los domingos y fiestas de guardar”…

“Por otra parte, en todos los lugares y villas que recibieron moriscos de Andalucía, se estableció en seguida una disputa entre ellos y los moriscos preexistentes”… “En cierta forma, sigue D. Cosme, los propios moriscos, sobre todo por parte de los más antiguos, tuvieron interés en diferenciarse en dos subgrupos, a saber: “cristianos nuevos antiguos (“mudéjares”)…“que, en La Mancha, habían recibido el bautismo al final del Siglo XV, trás la reconquista, y que estaban totalmente asimilados al resto de la población, en costumbres y religión”… “y el subgrupo de “neomoriscos” llegados de Andalucía, mucho menos asimilados, por tiempo y propia voluntad”… “Los mudéjares, hicieron valer estas diferencias, viendo con perspectiva que podría ocurrir, en un futuro próximo, algo parecido a lo que sucedió con los judíos conversos de España… y, en una gran parte de las villas, fueron los más activos y beligerantes en establecer esas diferencias”... “En Manzanares, ya hemos conocido, por ejemplo, como en la zuiza de 1600, los enfrentamientos habidos fueron entre mudéjares y neomoriscos…y, en otros lugares, los mudéjares eran también, frecuentemente, los primeros en discrepar de los neomoriscos andaluces”… “En este sentido, en nuestra villa, supimos por la historia que, en 1577, varios de los neomoriscos granadinos llegados a Manzanares tras su expulsión de las Alpujarras, intentaron establecer negocios en la plaza pública”… “entonces el Concejo limitó el número de establecimientos a cinco, saliendo en defensa de los intereses de la oligarquía local, en detrimento de una posible competencia”…. “Esta fue, sigue Don Cosme, una de las primeras razones que tuvieron los comerciantes neomoriscos de Manzanares, para buscarse acomodo en las afueras, en la zona de la calle Zacatín”…. “no sabemos, concluye Don Cosme, si tal como sucedió en otras villas próximas, los “mudéjares” de Manzanares, algunos de ellos bastante influyentes, tuvieron algo que ver en esa decisión del Concejo de evitar el desarrollo comercial de los neomoriscos en la Plaza Mayor de la villa”… “En todo caso, hubo algún episodio escabroso en nuestro pueblo, donde también se intentó destacar, de manera interesada, esa diferencia entre “mudéjares” y “neomoriscos”… “me refiero, sigue Don Cosme, a un suceso tremendo, protagonizado por un tal, Andrés Jiménez, “neomorisco” de 26 años, que fue acusado de violar a un joven negro esclavo en la cárcel local, mientras compartía prisión con otros neomoriscos”... “El alcalde mayor del Partido, condenó al sodomizado a recibir 200 azotes y padecer 10 años galeras, pero apelado el caso a la Corte, ambos fueron condenados a sufrir tortura judicial, con los procedimientos habituales (potro, garrote y tormento del agua);… no obstante, al no confesar su culpa ninguno de los reos atormentados, el neomorisco fue absuelto sin cargos”.

“Con todo lo visto, “la suerte de los moriscos estaba echada” en España… y el temido momento llegó tras el Edicto Real de 17 de julio de 1610, que ordenó la expulsión, a lo largo de los 4 años siguientes, de todos los moriscos de España”.. “Concretamente, los expulsados de La Mancha, fueron reclutados en cada una de las Villas y, luego, obligados a un larguísimo trayecto, conducidos en columnas escoltadas por tropas, hasta Cartagena, donde fueron embarcados a ignotos territorios del Norte africano”... 

“El impacto anímico, económico y social de la medida, fue enorme, muy particularmente en Manzanares, que perdió, de un plumazo, casi un 10% de sus habitantes, la mayoría perfectamente integrados e interrelacionados con el resto de los pobladores”.. 

"Alli marchaban entre 64 a 69 familias moriscas, con unas 350 personas, a las que se unieron otras 72 familias de Membrilla (360 personas)… que, al final de ese trayecto definitivo, fueron embarcadas en Cartagena y deportadas a territorio africano, donde fueron abandonadas a su suerte en las costa de Orán"…. 

“Y como ya le comenté en otro relato parecido, y para terminar este, vuelvo a decirle que se cuenta en las leyendas de tradición oral de este pueblo, de generación en generación, que cuando aquellos desdichados paisanos, desheredados de su Fe, de su Patria y de su Fortuna partían de Manzanares, sin saber su destino, el más anciano de los expulsados se paró y, mirando hacia atrás, a su pueblo amado, repitió las palabras que dijera Sócrates en parecido trance:

"iOh, malos gobernantes, que sembráis el odio y la muerte entre vuestros gobernados, en lugar de cultivar en sus conciencias la solidaridad, la paz y el amor". .


domingo, 19 de febrero de 2017

122). RELATOS PEDRO VILLARROEL. MANZANARES 1912: LA ZUIZA MAS SONADA DEL SIGLO XVII.

 ..
“Querido amigo –comienza Don Cosme su primer relato acerca del Siglo XVII-… para empezar a contarle los aconteceres más significativos de esta centuria, nada mejor que respetar su cronología temporal…y describir un evento muy sonado, sucedido el primer año de la dicha centuria, es decir, en el “año redondo” de 1600”….durante la celebración de una “zuiza” en nuestra plaza mayor” 


“Las zuizas, querido cronista -sigue D. Cosme- eran el modelo calatravo de “fiestas de moros y cristianos” y se celebraban con frecuencia en muchas villas de la zona… como se destaca en algunas referencias escritas que nos llegaron:…
… “en esta provincia son usadísimas estas zuizas con los moriscos del Reino en casi todos los lugares de Calatrava y en la cabeza que es esta villa de Almagro” 
En ellas participaban “cristianos nuevos” y “cristianos viejos”, y consistían en una teatralización, donde los moriscos o cristianos nuevos, raptaban, simuládamente, a cristianos viejos, doncellas… o bien, “robaban”, ganado o enseres… … y, luego, pedían un rescate, en dinero o especies… Los espectadores y vecinos que acudían al festejo, daban algo de dinero cada uno, hasta poder pagar lo exigido en el rescate…tras lo cual, se liberaba a los raptados y se devolvían los bienes enajenados”… “Como es de suponer, los moriscos eran derrotados siempre por los cristianos viejos, terminando así la fiesta…y con lo recaudado en los rescates, los concejos, al final de la fiesta, ya tenían algo de dinero para financiar obras pendientes” .

“En Manzanares, sigue Don Cosme, las zuizas se desarrollaban, mas o menos,.. así”:..
“El gremio de carpinteros levantaba un castillete de madera en el centro de la Plaza pública...luego, unos paisanos, seleccionados de entre los cristianos nuevos, y ataviados como almorávides, secuestraban y encerraban, en el “recreado” castillo, a personas, animales o víveres, solicitando un rescate, en forma de dinero, enseres o comida, lo que propiciaba una recaudación para el Concejo, que después se utilizaba para financiar diferentes tareas u obras pendientes…la fiesta solía terminar con la suelta de dos toros”.
“Y verá usted, me dice Don Cosme…siendo el día de la festividad de San Miguel, en el septiembre de 1599, a los entonces “regidores” (ediles) de la villa de Manzanares: Blas Quesada, Felipe Garcés, Alonso de Porras y Alonso Díaz Ibañez, se les forjó la idea de organizar la mejor y más grande “zuiza” de todos los tiempos… y hacerla coincidir con las fiestas patronales de la Virgen de Agosto del siguiente 1600…a fin de recaudar fondos que sirvieran para financiar el “dorado” del nuevo retablo de la Parroquial, construido, como usted ya sabe, para sustituir al que fue pasto de las llamas el día después del Corpus de 1571”…. “Se trataba, pues, sigue Don Cosme, de organizar una zuiza con intenciones de obtener una gran recaudación, dado lo costoso de lo pretendido…y, a tal menester, hacer unas fiestas de gran esplendor, que atrajeran a mucha gente de nuestra villa, como de otras próximas”…“A los alcaldes ordinarios de Manzanares, Gonzalo Ruiz Bolaños y Juan Díaz Hidalgo, les pareció conveniente preparar la zuiza con todo lujo de detalles, que incluían la realización de ensayos, una caracterización lo más real posible, permitiendo que los moriscos portasen armas (algo prohibido entonces)”…“Esto mostraba con claridad, afirma D. Cosme, que los moriscos de nuestra villa estaban muy bien integrados, existiendo una estrecha relación de confianza mutua entre cristianos viejos y cristianos nuevos, pero no dejó de ser una infracción de las leyes existentes, que habría de crear problemas, como luego veremos”..

“Así las cosas, continua Don Cosme. l
os preparativos de la gran zuiza comenzaron después del día de San Miguel de 1599…cuando, a instancias de los ediles del concejo citados antes, el paisano Juan Díaz Abad fue a casa de Melchor Díaz, otro cristiano viejo como él, para instarle a que le acompañase hasta la Plaza….allí, se les unió un grupo, en el que estaban, además de otros, Juan y Sebastián Gómez”… “Todos juntos fueron a la vivienda de un tal Luis Pérez, un morisco muy conocido y popular de la villa, al que pidieron aceptase el nombramiento de capitán de una formación de correligionarios suyos, que él mismo reclutaría, y de la que, Melchor Diaz, como única excepción no morisca, sería sargento”… “Además, le informaron de las características particulares que iba a tener esta zuiza, en cuanto a la idea de que los moriscos portasen armas”…. “Luis Pérez, más prudente que nuestros osados alcaides, y sabedor de las prohibiciones que pesaban sobre el pueblo morisco, rechazó el ofrecimiento,.. “salvo que la justicia se lo ordenara”…. “Fue por ello, que visitaron a Díaz Hidalgo… el cual, ante la promesa morisca de que iban a realizar un ofrecimiento, concedió licencia a través del alguacil mayor, Juan Canuto, para que formasen la «zuiza», portando armas”… “y se comprometieran a realizar los ensayos pertinentes todos los domingos y festivos,… al menos en los 40 días anteriores a la festividad de San Roque del año siguiente, fecha prevista para el magno festejo”…. “Así mismo, ambos alcaldes, firmaron un mandamiento, rubricado por el otro escribano, Rafael Alvarez Ruiz, para que «los naturales del Reino de Granada» hiciesen dicha aportación mediante reparto, con apercibimiento de cárcel o exacción de «bienes quantiosos»,… prueba evidente de que algunos de estos moriscos tenían “posibles”, remata jocoso el Sr Cosme”... 
“Todo quedó convenido tal cual le digo, sigue Don Cosme.. y, el domingo siguiente se reunieron los siguientes moriscos de Manzanares: Luis Hernández, Juan Carrillo, Juan Ubeda, Juan Díaz, el menor; Juan López, Francisco Montalbán, Juan Uclés y su hijo y los del Castillo (Alonso, Juan, Francisco, Enrique y Miguel, dos de los cuales eran hermanos y los demás, primos) todos provistos de espadas, dagas y escopetas, tal como se había acordado, para iniciar los ensayos”…. “Delante de la comitiva, ondeaba una bandera listada, de colores, confeccionada con almaizares, sobre la que lucían cinco medias lunas que había colocado el sargento”... “Marchaban al son del tambor de Francisco Marín, morisco de Membrilla, y encargado también de ello en las zuizas de esa villa”….“llegaron a la parroquia y oyeron misa”…“A la semana, ya eran 20, incluidos tres arcabuceros, que gastaron tres arrobas de pólvora, comprada de su pecunio, al precio de 2 rs. y 1 cuartillo la libra”…“En campo abierto, ensayaron el «caroca», una composición bufa, y “corrieron” un toro a gran satisfacción de todos”.. .


“Considerado, poco después, los mandos de la compañía, que no se incorporaban los «soldados» previstos, pidieron en la plaza a Díaz Hidalgo que les compeliese a participar”…. “Este, llamó a Francisco Rodríguez, el pregonero, y le mandó pregonar en plazas y calles, que los moriscos, de entre 18 y 40 años, debían unirse a la zuiza, si no querían ser sancionados con 20 rs. aplicables a «las bodas de Nuestra Señora”…,
“Al término del recorrido del pregonero por Manzanares, los reclutados eran ya 43….y suponiendo que no hubieran salido todos los comprendidos en ese segmento de edad, no faltarían demasiados”, visto el número de moriscos bautizados en la fecha”.... 
“También se hicieron contactos para que participasen moriscos de la vecina Membrilla, lo que fue muy bien acogido allí, reclutándose bastantes membrillatos”.

“En adelante, y como va dicho, todos los domingos y festivos, la compañía formaba del modo siguiente: alférez abanderado, Juan Pérez –que era sobrino del capitán-, ; capitán, Luis Pérez; sargento, Melchor Díaz; escuadras, Luis Hernández, Luis López y Juan Alicante; tambor, Francisco Marín y «soldados», Juan Carrillo Harnero, Pedro y Miguel Alicante, Diego San Martín, Francisco Ruiz, Diego Cebrián, Juan Zamora, Luis Hernández, «el largo», Gonzalo Díaz, el mozo; Juan Díaz (su hermano); Mateo Molina Carmona, «el molinero»; Francisco Montalbán, Juan Uclés, Diego Uclés (su hijo); Diego Ayala, Juan Jiménez, Juan López, Pedro Ayala, el mozo; su hijo Diego, Diego López Zapatero, Luis Mendoza, Diego Luna Avilés, Diego Mata, Juan Alcalá, Bernardino Enríquez, Diego Díaz Santaolalla, Bartolomé Carrillo, Juan Carrillo, (hijo de Diego); Diego García, Diego Ayala y Alonso, Juan, Miguel y Francisco del Castillo…. Cerraban la formación los arcabuceros Benito Alicante, Pedro Hernández Escosura, Juan Martín San Martín y Juan Ubeda, el único que poseía permiso de armas”… “Los desfiles partían y terminaban en casa del alférez…los moriscos vestían sayas moras, («yubbas»), e iban tocados con sombreros… llevando todos espadas colgadas de las «ancas», (caderas)… recorrían calles y plazas y, de vez en cuando, se desplegaban en forma de media luna para recibir al toro”…. “En el campo ensayaban como hacer cautivos…y no los dejaban en libertad sin obtener algunos reales por ello”... “Durante los ensayos, hubo altercados, por piques y rivalidades entre sus poblaciones de origen, y por las respectivas actitudes ante la conversión de los mudéjares (los más antiguos) y de los moriscos venidos de Granada”…. “El enfrentamiento más grave, con golpes y heridas por arma blanca, ocurrió seis días antes de la zuiza, el 10 de agosto, en la puerta de casa del alférez, cuando los moriscos dejaban las banderas al terminar un ensayo.., tuvo que intervenir del cirujano de la villa, Francisco Carreño, quien, en su informe, mencionó heridos de cierta gravedad, algo que originó la judialización de la zuiza, generando un proceso muy curioso, tal como veremos en un próximo relato”..
“La esperada zuiza tuvo lugar la tarde del 16 de agosto de 1600, día de San Roque… “En la abarrotada plaza, entre la alegría y el regocijo del vecindario y de numerosas personas venidas de villas próximas…formando ya una media luna, ya una rueda.. y con las alabardas preparadas para recibir astados, entre 12 ó 14 moriscos mataron dos toros. “A continuación, en “algarabía”, (su dialecto), hicieron el «zula», ceremonia de cumplimiento y cortejo, efectuada con pleitesía y sumisión”...“Luego, se sentaron en cascos de barro, acompañados de la bandera y la música del tambor y de unos pequeños tamboriles en forma de arcaduces”…. “En la Plaza, se erguía un castillo de madera, donde estaban situados para contabilizar y hacerse cargo de la colecta el regidor don Blas Quesada, el mayordomo parroquial, Juan Ruiz Bolaños; Juan Canuto y Juan Díaz Abad”…. “De cuando en cuando, los moriscos hacían cautivo a un vecino o a un forastero de los principales”…y, para animar a la concurrencia a dar limosna, lo celebraban con pitos y relinchos,... “Alzaban los brazos, realizaban ciertos movimientos.. y voceaban ¡¡«lilili»!!... “después, lo conducían al castillo, bailando zambras, al son de una dulzaina y de tamborillos”... “mientras tanto, a coste propio, quemaban pólvora, y regalaban a los asistentes bebida y confites de su dieta”…. 
Se recaudaron 800 rs., de los que 300 provenían de los moriscos,… cantidad que fue entregada al prior y al mayordomo de la parroquia, para la finalidad pretendida”…
“Y acabe usted aquí el curioso relato de la gran zuiza de Manzanares, dejando para el próximo, el no menos curioso relato, que nos propiciara el sumario del juicio que los enfrentamientos de mudéjares y moriscos armados motivó en el tiempo siguiente”



121). Relatos Pedro Villarroel. MANZANARES 1912: SIGLO XVII…DEL ORO A LA PENURIA.



“Pues sí, amigo cronista, hemos pasado revista, y hablado, de lo mucho bueno que hubo en el Siglo de Oro de Manzanares, que claramente predominó sobre lo malo, aunque también lo hubo…y, ahora, toca hablar ya, siguiendo la cronología histórica de este magnífico pueblo, de los sucedidos y avatares más relevantes de la siguiente centuria, la del Siglo XVII”… “y vamos a hacerlo, como hemos hecho en los siglos precedentes, configurado un primer relato, que pretende resumir los aconteceres y sucedidos más relevantes de la dicha centuria….que nos “darán pie” a sucesivas narraciones que traten de manera más específica e individualizada esos eventos y sucederes”….“Y es, éste, un siglo donde la característica más significativa es la "RECESION", así, quiero que lo escriba, con mayúsculas…pues aunque, desde luego, hubo cosas buenas; en general, fueron malos tiempos para el Reyno y, también, para Manzanares”… “En nuestra villa, por ejemplo, se frenó el crecimiento demográfico, hubo varías importantes plagas que dañaron considerablemente los campos de cultivo, y que incidieron de manera muy negativa en los “rendimientos” de la Encomienda, tal como tendré ocasión de contarle de manera más específica en otro relato” … 

“Una de las razones de la crisis sobrevenida fue la aparición sucesiva, ya bien entrado ese Siglo, de grandes epidemias en la población (viruela, cólera, disentería, polio…, sin tratamiento eficaz en aquellas fechas), que colaboraron mucho en la generalización de dificultades, penurias e, incluso, hambruna, algo impensable tiempo antes, teniendo en cuenta el no muy lejano pujante Manzanares del Siglo XVI… De hecho, la prosperidad se mantuvo todavía en los primeros años del XVII..pero, a partir de la segunda década de esa centuria, comenzaron las plagas y las epidemias y, por que no decirlo, el mal gobierno de las cosas terrenas, por parte de nuestros gobernantes…entrando, así, en crisis todo el Reyno de España”…. “En ese estado de cosas, sigue Don Cosme, no fue nada raro que en las villas que, aun siendo prosperas, eran pequeñas, como el caso de Manzanares, la gente emigrase hacia la villa y corte… o a otras ciudades más grandes y con más posibilidades,…. por no hablar de la “emigración forzosa” que sufrieron los moriscos asentados en la villa, en 1610, donde se estima que Manzanares perdió en un solo día el 10% de sus habitantes”…. “Y no solo se empobreció la gente común, me dice Don Cosme, es que también las familias nobles más pudientes de Manzanares, que seguían siendo las mismas del pasado reciente…los Salinas, los Merino, los Quesada, etc… vieron, como consecuencia de la enorme crisis general, muy, pero que muy mermado, el capital sobrevenido de sus campos y haciendas”… 
“Nada más iniciado el siglo, en el año 1600,…. todavía en plena bonanza social y económica…. y, quizá, como heraldo de lo que habría de ocurrir en esa centuria que comenzaba, sucede en Manzanares el primer evento negativo de ese siglo XVII”.... “Una fiesta típicamente manchega de “moros y cristianos”, la “zuiza”, terminó con enfrentamientos entre las diferentes familias moriscas participantes en los festejos, hubo varios heridos por arma blanca y sanciones para nuestras autoridades locales, por haber dejado que los moriscos portasen armas, algo prohibido para ellos en aquellas fechas”… “y, esto, solo fue el preludio de la inmensa tragedia humana, social y demográfica, que nos tocó vivir como pueblo, diez años después, cuando un edicto real, ordenó la expulsión de todos los moriscos de España...lo que nos afectó en Manzanares de manera particular, pues supuso la expulsión de 64 familias (322 personas en total) que estaban perfectamente integradas en la vida de Manzanares, con anudados lazos de todo tipo: familiares, sociales y humanos, representando para nuestro pueblo una enorme tragedía que tuvimos ocasión de contar en un relato anterior”… 

“Pero querido amigo, algo bueno si que hubo en Manzanares esos primeros años del Siglo XVII, pues se construyeron dos nuevas Ermitas, de las que, al igual que sucedió en el anterior siglo, una ha sobrevivido al tiempo y a la historía… y otra fue destruida, con solo dos siglos de existencia, por los invasores de Francia”…. “La primera en construirse, y que ha llegado hasta nuestros días, es, ni más ni menos, que la Ermita de la Veracruz, situada frente a la Ermita de San Antón, y haciendo esquina con la calle Ancha”… Se levantó sobre lo que fue un antiguo “humilladero”, y las obras se iniciaron a finales del Siglo XVI, para concluirse en los primeros años de este Siglo XVII que estamos comentado. En estos, sus inicios, tenía entrada por la calle de San Antón.. y, en su interior, quedó guardada, desde 1608, la imagen del “Cristo del Perdón”, también conocida por nuestros paisanos de entonces, como el “Cristo Arrollidado”, que fue realizada solo unos años antes, -algunos piensan que en un taller situado en la “calle Real” (hoy calle Monjas)-. Esta imagen, con el tiempo, y con los avatares históricos en que se vió envuelta, llegaría a ser, como usted sabe bien, el Patrono de Manzanares”.. “Después, a finales de ese siglo XVII, se fundó la Cofradía que lleva su nombre y, ese evento, y sus curiosidades particulares, merecerá, como los anteriores, y en su momento, algún relato en concreto”… “Tambien a finales den ese Siglo, casi a la par, en 1691, se constituyó la Hermandad de la Santa Cruz, que se reúnió el 1 de agosto de ese mismo año en la ermita de San Antón, decidiendo venerar una imagen del Cristo atado a la Columna, que estaba en la misma ermita de la Vera Cruz, instituyéndose como una..... “Hermandad y Cofradía, cuya advocación ha de ser de la Santa Cruz que es el árbol sagrado en que se obró el salutífero misterio de nuestra redención con el título de Esclavos de Jesús padeciendo la flagelación a la Columna…”
“La otra ermita, nacida a primeros del Siglo XVII, pero unos años después, en 1613, fue la Ermita de San Isidro, algo lógico en un pueblo de labradores como Manzanares, asevera Don Cosme”… “Al parecer –continúa- era una muy bonita ermita, de planta y tamaño similar a las de las preexistentes: San Antón, San Gregorio Ostende y Santa Quiteria… con un cementerio anexo, que asentó su reales en los terrenos del actual Parterre del mismo nombre, San Isidro, frente a la Fabrica de Harinas”…. “Como va dicho, la barbarie francesa, a su paso por Manzanares, la destruyó por completo”…
“Otro hecho importante de este Siglo XVII manzagato, acaeció antes de acabar la segunda década del mismo, en el año 1616, año en que están datados los planos atribuidos a Esteban de Perola, que nos hablan del diseño del canal del Azuer a lo largo del Paseo del Rio y del más importante molino harinero que tuvo, y tendrá, en su historia, este magnífico pueblo de Manzanares, el llamado “Molino Grande”… “y, eso, también nos “dará pie” a un relato específico sobre el asunto de la evolución del Rio Azuer, sus canales y sus molinos, durante ese Siglo XVII”… 
“En lo concerniente al urbanismo de la villa, a comienzos del Siglo XVII, se iniciaron obras en nuestra Plaza, que había nacido demasiado pequeña… con el fín de ensanchar sus espacios y permitir mejor el mercadeo y la realización de eventos y festividades, cuando así procediera… Como en la villa no había un espacio específico para presidio, a comienzos del siglo XVII, se habilitó una cárcel pública, con aposentos altos y bajos, en los que estuvieran separados hombres y mujeres... Para construirla se utilizaron unas tiendas que confinaban con la audiencia y una casa particular adyacente que pagó el Concejo”…. “Referido también a nuestro urbanismo, a lo largo del Siglo XVII, se construyeron algunas de las más bonitas casas solariegas que enseñorean este pueblo desde entonces”... “De la misma manera, se terminó de perfilar y completar el crecimiento y expansión urbana que Manzanares había iniciado, en su particular y espléndido Siglo de Oro,”… comentaremos de estos aspectos en relatos sucesivos”… 

“Es de destacar, también –sigue Don Cosme, con la vehemencia y lirismo que le caracteriza-… que, ya entrada la segunda mitad de ese siglo XVII, concretamente en el año 1656, esta datada la construcción de la Torre nueva de la Catedral, ese precioso “faro” de la villa de Manzanares,… maravillosa estructura vertical, que es emblema e icono de este gran pueblo,… y que resalta a la vista de cualquiera que se acerca a Manzanares, emergiendo del extenso “mar terrenal” de la planicie manchega que nos rodea”… “Esta magna obra, y parte de la complementación interior de la Catedral, que se había iniciado, como va de sabido, en el Siglo anterior, se alargó bastante en el tiempo, primero por el fuego del día del Corpus de 1571, después por problemas de impago del Concejo a los entalladores de nuestro altar mayor, hermanos Ruiz Elvira,.. y, también, por otras cuitas similares con otros “maestros de obras” de nuestra Parroquial, que terminaron en los juzgados…y, finalmente, y sin duda, por la crisis económica en que entró Manzanares en esa centuria del XVII”… “De hecho, aunque hay pocos datos al respecto, se supone que nuestra Torre parroquial no estuvo totalmente terminada hasta ya entrado el Siglo XVIII”…y también se fueron construyendo con cierta dificultad, a lo largo de ese Siglo XVII, las capillas de Santa Teresa y del Espíritu Santo, en el lado derecho de nuestra Catedral de Manzanares”….
Otro evento, digno de ser resaltado, entre los que ocurrieron en Manzanares durante el Siglo XVII, fue la puesta en marcha, en el Convento de los Carmelitas Descalzos, de una “Escuela de Teología”, que alcanzó en su devenir un gran prestigio en toda La Mancha”. 
“Y quede, así, concluido, querido cronista, este primer relato de lo más relevante que aconteció en Manzanares, y que ha quedado escrito para la historia local, a lo largo de la centuria del Siglo XVII…seguro que hubo otras cosas interesantes, aparte de las aquí narradas, pero la pretensión de este relato solo es la de establecer un pequeño guión de sucesos, que nos sirva para conocer mejor, poco a poco, y relato a relato, lo más significativo de la historia de Manzanares en ese Siglo XVII, más de sombras y penuria que de luz y esplendor.