¿ Damos un paseito por Manzanares ?.

¡ Colombia hermana !.

¡ Colombia hermana !.
Conoce la 'Web' en MANZANARES, Caldas, Colombia y sigue la actualidad de nuestra ciudad hermana.

¡ Mientras ven el blog, pueden escuchar buena música y no he olvidado la Rosa del Azafrán !....

Loading...

¡ Bienvenido/a a este blog !.

¡ Bienvenido a este 'blog' !.
Todo cuanto vas a encontrar en él, es una muestra de cariño y admiración a un padre, MELCHOR DÍAZ-PINÉS PINÉS, uno de esos tantos padres del mundo que creen en la familia y luchan por ella, que aman a su tierra, que la trabajan y reivindican con constancia. Es posible que los manzanareños más jóvenes pudieran encontrar en el blog algunos hechos, sucesos, curiosidades, costumbres que ya han desaparecido, que quizás hayan escuchado de sus antecesores ó, simplemente, que no conocen y puedan resultarles de interés.

¡ Nada más, amigo/a !. Gracias por estar con nosotros, con su familia y su sempiterno recuerdo.

HERMANADAS.

HERMANADAS.

M A N Z A N A R E S, en La Mancha.

martes, 26 de abril de 2016

72). RELATOS PEDRO VILLARROEL. MANZANARES 1912. EL CASTILLO…LEYENDA ANTES QUE HISTORIA.



“Como le decía hace un momento, continua el Sr. Cosme, dando comienzo a este nuevo relato sobre los inicios de Manzanares, este Lugar estaba en la frontera este-meridional de los dominios de la Orden de Calatrava, por lo que no resulta extraño que en el “magín” de los regidores de la susodicha Orden calatraveña, surgiera la idea de construir una Fortaleza o Castillo en alguno de los altozanos allí existentes, que dejara a la vista los territorios circundantes, propiedad de las también cristianas Ordenes de Santiago y de San Juan, y que sirviera también de fortificación y defensa, frente a posibles ataques musulmanes desde el sur de la península”…

”De esta forma y manera, sigue D. Cosme, la cosa fue que el primer pensamiento que tuvieron los primeros calatravos que llegaron a este lugar, fue construir este Castillo, cuya Torre de Homenaje tenemos a nuestra espalda…”Y, sobre su construcción, los escritos e historias que nos han llegado, nos legan una primera leyenda, que esta inserta en el “Manuscrito de la Merced”, recopilación y resumen escrito del devenir histórico de Manzanares, que, como usted ya sabe, fue elaborado por unos monjes de esta villa después de la Guerra de la independencia contra el francés”….. leyenda que “dará pie” al contenido de este relato”…. “y allí se cuenta, sigue D. Cosme”, que entre los veinte mil hombres que el Abad Raimundo trajo de Fitero, para defender y repoblar Calatrava, se encontraban unos caballeros del Valle Oc de San Millán, descendientes de la casa antigua solariega e Infanzona de Sagasti, que en lengua vascuence quiere decir Manzanares, cuyo escudo de armas es un pino con un hombre encima y un oso abrazado al pié y letra que dice "no temo que más puedo". “Y, luego, se dice en el citado manuscrito que,… “instituida la Orden de Caballería de Calatrava, en el año 1158, el Abad Raimundo repartió los pueblos y campos cercanos para que los poblasen y habitasen, y les dieron nombres de sus mismas patrias, como fue a Bolaños, Torralba, Agudo, Marañón- - - - y otros”….“De modo y manera que, al ser, supuestamente, agraciados en el dicho reparto los infanzones Sagastí con el Lugar que pisamos ahora usted y yo, éste, quedo nominado como “Manzanares”...

 "Y esta leyenda, siguió tal cual sigue contándose en el Manuscrito de la Merced, donde se dice, literalmente, lo que yo le leo ahora mismo,…“tras la desgraciada batalla de Alarcos, allá por 1195, se perdió la villa de Calatrava, con muerte y prisión de gran número de los caballeros de la Orden, y que, un poco después, “el Comendador Mayor de Calatrava, Dn Fr. Martín Martínez, que gobernaba la Orden, por la vejez e impedimentos del Maestre Dn Nuño Pérez de Quiñones, juntando los caballeros que tenía, con los vasallos de Ciruelos, Zorita y Cogolludo, que entre todos eran unos cuatrocientos de a caballo y setecientos peones, entró por los términos de la Villa de Manzanares en el Campo de Calatrava y corrió la tierra hasta ganar el Castillo de Salvatierra con muerte y prisión de los moros que en él había, y fue por el año de 1198 - en él siguieron así por dimisión del Maestre Dn Nuño, fue electo quinto Maestre el Comendador Dn Martín Martínez que hizo edificar el Castillo de Manzanares de terraplén las murallas, de dos varas y media de grueso; con foso alrededor, cerca y barbacana, dos cubos en las esquinas del Septentrión y Poniente, y una torre que llamamos del Homenaje al medio día en sitio eminente y saludable orillas de la Vega del Azuer, para frontera de los lugares que poseían los moros; y en particular del Castillo del Tocón que es de la Membrilla, por otro nombre del Espino, de que ya se ha hecho mención, conquistado por el año 1204”...

”Para defensa del Castillo de Manzanares, dejó el Maestre doce esforzados caballeros de los que vinieron con el Abad de Fitero de la Casa de Sagasti, que como se ha dicho equivale a Manzanares, de donde tomó nombre el castillo, que comenzó a poblarse al rodar el año 1229”. ”Y esta primera leyenda que aquí le he contado, sigue D. Cosme, acerca de la génesis del Castillo y Lugar de Manzanares , es, muy probablemente, eso,… una leyenda del Siglo XIX,.. con una cuestionable y endeble base histórica, que, además, amenaza con “desmoronarse” definitivamente, por acción de la pujante actividad investigadora de los nuevos historiadores de esta centuria que comienza, de este prometedor Siglo XX”… “Y es que, esta historia que cita a los Sagasti como fundadores de Manzanares, es algo que, como usted ya conoce también, porque se lo expliqué yo mismo hace días, cuando estuvimos aquí antes de recorrer las callejuelas de la Hoz, es muy cuestionada, como va dicho más arriba, por recientes historiadores, que piensan con mucha enjundia y argumentario, que la construcción de esta fortaleza no pudo ser posible hasta después de la gloriosa batalla de las Navas de Tolosa, en el año de gracia de 1212”,…. “pues, hasta entonces, esta tierra del hoy glorioso y magnífico pueblo de Manzanares, que queda al sur de la, por entonces, frontera natural del río Gudiana, estaba bajo dominación musulmana, haciendo muy improbable que, “ante las aguileñas narices y escrutadores ojos árabes”, los intrépidos “infieles cristianos” que allí pudieran infiltrarse, de vez en cuando, se afanasen, además, en la construcción de un Castillo, con lo enjundioso que eso resulta, y el tiempo que hay que gastar en ello”…”Encima, y además, en una zona de tránsito, por las numerosas veredas y cañadas que por aquí pasan desde tiempo inmemorial”…


“Si a todo esto le sumamos, querido amigo cronista, que aun habrían de pasar 29 años de la gloriosa y triunfal batalla de las Navas de Tolosa, para que, el día 4 de Septiembre de 1239, y en el Castillo del Tocón de La Membrilla, se hiciese la definitiva repartición y lindeamiento de los territorios de las Ordenes militares y cristianas de la zona:.. las de Santiago, San Juan y Calatrava”…. “parece evidente que, antes de esa fecha de 1239, ninguno de esos territorios podía tener claro cuales sería sus lindes y contornos”…”Y, este hecho, aparentemente circunstancial, si uno lo piensa un poco, hace aún más inverosímil la posibilidad de que el Castillo de Manzanares hubiera sido construido con anterioridad a esa fecha de repartición,… pues, antes de la misma, estos territorios que pisamos pertenecían a la Orden de Santiago.…y solo después de la misma, se le adjudicó toda esta área, incluyendo el solar de Manzanares, a la Orden de Calatrava”… 

 “Por tanto, no parece plausible que, antes de ese 1239, los Calatravos construyeran aquí un Castillo, pues esta zona formaba parte entonces, y como va dicho, del territorio de la Orden de Santiago"… "Otros argumentos que avalan lo que le digo, continua D. Cosme, son que, ni Manzanares, ni su castillo, aparecen citados en los extensos y minuciosos escritos que se hicieron con motivo de la batalla de las Navas de Tolosa, ni tampoco en los que fueron redactados en el Castillo del Tocón, en referencia a los lindes y reparticiones referidas”,… “Resulta extrañísimo que, en esos escritos, no se citase, de haber existido, una construcción tan importante como resultó ser el Castillo de Manzanares, cuando se encuentra a solo tres kilómetros del lugar del pacto y en lo que sería, desde esa fecha, límite de la Orden de Calatrava. Las referencias a nuestro solar hablan, entonces, de “Argamasiella so Calatrava”, para referirse a los terrenos que hoy son Manzanares”… ”Eso, de hecho, lo que si hace es avalar que el Castillo de Manzanares fuese la primera construcción que proyectó la Orden calatraveña, para señalar y defender este nuevo límite de su territorio”…

“Otro dato histórico, y en la misma línea argumental, es lo que se deduce de la Concordia efectuada en 1245, entre la Orden de Calatrava y el Arzobispado de Toledo, sobre el pago de la tercia arzobispal, donde no figura aún Manzanares entre las iglesias parroquiales del Campo de Calatrava, a pesar de aparecer las de Daimiel y Corral Rubio de Javalón, cuando, siguiendo el orden geográfico, debían haber aparecido, entre ellas, Manzanares y Valdepeñas, lo que parece indicar que ninguno de los dos Lugares existía todavía en esta fecha,… o que, tal vez, por ser de nueva creación, aún no estaban obligadas a depender del Arzobispo”… “De hecho, hubo de llegar el año 1284, para que, por primera vez, apareciese citado un comendador de la Encomienda de Manzanares, Don Frey Blasco Núñez”…. ..”Y no crea que queda aquí la cosa, que ya sería bastante para cuestionar más que seriamente la veracidad de la “leyenda de los Sagasti”…..”aparte de estas razones temporales y locales de gran enjundia, hay más argumentos, mi querido cronista, que restan credibilidad a lo que ese documento dice sobre esta familia Sagastí, y su relación con la génesis del Castllo y del propio Lugar de Manzanares”…”y es que, también, de manera increíblemente extraña, ninguno de los numerosos personajes del árbol genealógico de esa familia, insertado con sospechosa profusión de datos y personas, en el citado manuscrito, y que, lógicamente, habrían sido protagonistas de hechos claves en el desarrollo de nuestro pueblo, son mencionados en ningún documento anterior al dicho Manuscrito de La Merced”…

“La existencia real de estos Sagasti, se hace todavía más dudosa, cuando descendientes (en este caso si que reales de alguno de los referidos en esa genealogía, inician reclamaciones de herencias en esta Villa, al poco tiempo de redactado el citado manuscrito”….”Cabe deducir, mi querido cronista, sin ser muy avispado, que “alguien” con imaginación y bastante “desasosiego de conciencia”, fue capaz de “colar” esa falaz historia en el Manuscrito de La Merced, quizá “comprándole” el favor de su redacción e inclusión, a alguno de los escribanos que lo redactaron”…”La “guinda” final, que vendría a certificar lo falaz de esta historia del Clan Sagastí, es el propio escudo actual de Manzanares"…"Primeramente, Manzanares tiene ese escudo desde finales del Siglo XIX, justo cuando se desarrollan los pleitos de herencia, donde interesaba acumular pruebas de la existencia de estos infanzones Sagastí-Manzanares”…¡”y, que mejor que hacerse un escudo”!,… colocándole, además, unos manzanos, para aludir y simbolizar en él, la traducción castellana del apellido Sagasti, al tiempo que renegaban del original de su propia estirpe, eliminando del mismo al oso, al hombre y al pino”... “Y, entenderá usted, a más abundamiento, y si lo piensa un poco, que en estas tierras manchegas el manzano no es, precisamente, un árbol frecuente, y hubiera sido, por tanto, mucho más lógico elegir otro tipo de árboles como símbolo”…

”Pero hay, además, mi querido amigo reportero, un colofón poco conocido de esta historia, que viene, si es que todavía caben, a dar más argumentos a favor de su falsedad”… “Los autores del escudo declararon, en su momento, que en el Castillo de Pilas Bonas, existían escudos iguales en la parte alta del artesanado de alguna de sus galerías, con el fín de certificar la identidad de su familia y de su participación y autoría en la creación del Castillo y, por ende, de Manzanares...”Se comprobó que, en efecto, esos escudos existen y son muy similares…, pero, si se les observa detenidamente, se aprecia que lo que se pretende hacer pasar como tres manzanos o arbolillos, dispuestos igual que en nuestro escudo, no son tales arbolillos, sino que, realmente,, “son las badilas del escudo de los Padilla, alternados con el de la familia Girón y el de la Orden de Calatrava”…”Esto se ha sabido después, pero, en ese momento, sirvió a los reclamantes de las herencias “Sagasti”, para argumentar sus pretensiones en los juzgados”…”Aunque, una vez advertida la intención de “hacer pasar badilas por manzanos”, perdió la leyenda de los Sagastí la escasa credibilidad que ya le quedaba”….

“Concluya usted, pues, aquí, este relato de leyenda… que es preceptivo contarlo, a pesar de su falaz naturaleza”, “pues ha de quedar citado… por estar en algunos de los libros y escritos que de nuestra historia original hablan y tratan….para dejar, así, abierto, el relato siguiente, que contará las cosas de la construcción de este Castillo y Lugar de Manzanares, desde la lógica estructurada y racional, y desde el análisis y síntesis riguroso de todos esos hechos, tiempos y escritos, que sobre el origen de este glorioso Manzanares, tratan y hablan…


No hay comentarios:

Publicar un comentario